Ir al contenido principal

Aprendamos de Cristo

Aprendamos de Cristo, 23 de abril
Mas por él estáis vosotros en Cristo Jesús, el cual nos ha sido hecho por Dios sabiduría, justificación, santificación y redención; para que, como está escrito: El que se gloría, gloríese en el Señor. 1 Corintios 1:30, 31.{ATO 125.1}
Tuvimos una preciosa reunión de oración en nuestra pequeña carpa [en el congreso anual de Fresno, California] esta mañana. Sentí que mi alma se elevaba en fervorosa oración por ti [su esposo, Jaime White] y por mí. El precioso Salvador me pareció muy cercano y lleno de gracia, pleno de misericordia y amor. Tomé la decisión de servirle con afecto indiviso...{ATO 125.2}
El poder divino debe combinarse con el esfuerzo humano o de lo contrario esta terrible parálisis de indiferencia, esta inactividad mortal, nunca se disipará de las almas de quienes están en las tinieblas y el error. Jesús es nuestra fortaleza. El es nuestra justicia. Debemos orar más y ejercer fe continuamente. Siento que debo elevar mi mente constantemente a Dios, si es que he de obtener la victoria sobre las tentaciones de Satanás.{ATO 125.3}
¡Oh, se me mostró cómo se alegra Satanás cuando somos vencidos y manifestamos espíritu de impaciencia y de crítica! Se siente alborozado por el triunfo porque sabe que esto entristece al Espíritu de Dios y nos separa de nuestra fortaleza. Nuestro hablar debe ser intachable, nuestro espíritu paciente, amable, longánime y sufrido, manifestando mediante nuestras palabras y acciones que hemos aprendido de Jesús y que todavía estamos aprendiendo en la escuela de Cristo{ATO 125.4}
Querido esposo, estamos edificando para la eternidad. Dios es rico en fortaleza y poder, y podemos permitir que su semblante resplandezca sobre nosotros para que reflejemos la luz a otros... Dios no excusará el pecado en quienes hemos tenido una luz tan grande. No tenemos en nosotros mismos un solo átomo de justicia propia en el que podamos apoyarnos. Todo lo que alguna vez hayamos hecho lo hicimos porque Jesús nos dio su fortaleza y su poder, y no porque hubiera habido en nosotros alguna bondad, sabiduría o justicia inherentes. Somos pecadores, débiles e imperfectos, y debemos sentirlo en grado suficientemente fuerte como para tratar de lograr una ayuda más fuerte y un poder más santo que el que poseemos. La vida de Jesús es un modelo perfecto. No debemos construir sobre la arena. Si lo hacemos, se producirá luego un terrible desmoronamiento. Somos edificio de Dios. Mostrémoslo por medio de un carácter armonioso.—Carta 25, del 23 de abril de 1880, dirigida a Jaime White.*{ATO 125.5}
https://egwwritings.org/?ref=es_ATO.125

Comentarios

Entradas populares de este blog

LA ADORACIÓN VERDADERA Y LA FALSA ADORACIÓN

Por: Miguel Cabán, pastor jubilado de la Asociación del Oeste de Puerto Rico   La gran mayoría de los lectores de este tratado ha escuchado acerca de la Iglesia Celebración que surgió a fines de los 80. Los defensores de celebración sostienen que hay que alcanzar a los jóvenes de la nueva generación con  música  moderna como Rock, Pop, ect, etc. ¿Saben ustedes como le llaman actualmente a esas iglesias de celebración? Iglesias culturalmente relevantes (New Song Church o iglesias para jóvenes o Turn Point). Ahora cabe preguntar ¿Debemos de usar la música Rock para poder alcanzar a los jóvenes de la nueva generación?    Un autor dice al respecto: “¿Usamos drogas para alcanzar a los viciados para Cristo? ¿Usamos lenguaje obsceno para alcanzar aquellos que blasfeman? ¿Robamos para nosotros identificarnos con los ladrones? ¿Producimos material pornográfico para presentar a Cristo a los pornográficos? ¿Por qué entonces deberíamos usar una música carnal para conseguir llamar la atención del

Alza tus Ojos

Escoged cada día, 9 de febrero https://ift.tt/WkwH4TG La exposición de tus palabras alumbra; hace entender a los simples. Salmos 119:130. Cuanto más a menudo se lee el Nuevo Testamento, más instructivo es. Ninguno se cansa de sus palabras hermosas, porque son semejantes a piedras preciosas. Cuanto más profunda sea la investigación que se haga en ellas, tanto más nueva y más espléndida será la luz reflejada por las mismas. Cuanto más estudiemos la Palabra con corazón sencillo y confiado, más comprenderemos la senda por la que debemos andar a fin de alcanzar el Paraíso de Dios. Recibimos vida de Cristo mediante el estudio de su Palabra. “En él estaba la vida”; vida original, no prestada. Es la fuente de vida. Recibimos vida del Salvador, quien la vuelve a tomar. La vida que nos ha sido dada por Dios debiera ser utilizada de la mejor manera, porque como instrumentos humanos estamos formando nuestro propio destino. Necesitamos escoger sabiamente para asociamos con quienes nos capacitarán