Elena G. de White escribió:

“No cerrará el tiempo de gracia hasta que el mensaje haya sido proclamado con más claridad. La ley de Dios ha de ser magnificada [...] El mensaje de la justicia de Cristo ha de resonar de un extremo de la tierra hasta el otro para preparar el camino del Señor. Esta es la gloria de Dios que terminará la obra del tercer ángel”. Joyas de los Testimonios (JT), vol. 2, (Bs. As.: ACES, 1956), pp. 373,374
Pero el perdón tiene un significado más abarcante del que muchos suponen. Cuando Dios promete que “será amplio en perdonar”, añade, como si el alcance de esa promesa fuera más de lo que pudiéramos entender: “Porque mis pensamientos no son vuestros pensamientos, ni vuestros caminos mis caminos, dijo Jehová. Como son más altos los cielos que la tierra, así son mis caminos más altos que vuestros caminos, y mis pensamientos más que vuestros pensamientos”.19 El perdón de Dios no es solamente un acto judicial por el cual libra de la condenación. No es sólo el perdón por el pecado. Es también una redención del pecado. Es la efusión del amor redentor que transforma el corazón. David tenía el verdadero concepto del perdón cuando oró “Crea en mí, oh Dios, un corazón limpio, y renueva un espíritu recto dentro de mí”. También dijo: “Cuanto está lejos el oriente del occidente, hizo alejar de nosotros nuestras rebeliones”.20 {DMJ 97.2}
https://egwwritings.org/?ref=es_DMJ.97.2&para=175.533

Satanás les ofrece a los hombres los reinos del mundo si ellos le ceden la supremacía. Muchos hacen esto y sacrifican el cielo. Es mejor morir que pecar; es mejor padecer necesidad que defraudar; es mejor pasar hambre que mentir.—Testimonies for the Church 4:495 (1880). {EUD 121.4}

04 de Enero PEDID CON FE.- MI VIDA HOY


Pero pida en fe, no dudando nada: porque el que duda es semejante a la onda, de la mar, que es mo-vida del viento, y echada de una parte a otra. (Sant. 1:6)
Tenemos el privilegio y deber de recibir luz del cielo para poder advertir las trampas de Satanás, y obtener fuerza para resistir a su poder. Se han tomado medidas para que podamos relacionarnos íntima-mente con Cristo y gozar de la protección constante de los ángeles de Dios. Nuestra fe debe llegar de-trás del velo, adonde Jesús entro por amor a nosotros. Debemos asirnos con más firmeza de las indefec-tibles promesas divinas. Debemos tener una fe que no pueda ser negada, que se asga de lo invisible, fir-me e inconmoviblemente. Una fe tal atraerá las bendiciones del Cielo sobre nuestra alma. La luz de la gloria de Dios que brilla en el rostro de Cristo puede resplandecer sobre nosotros y luego reflejarse sobre todo lo que nos rodea, de modo que se pueda decir que verdaderamente somos la luz del mundo. Sola-mente esta relación del alma con Cristo, y nada más, puede impartir luz al mundo. Si no fuera por esta relación, la tierra quedaría sumida en densas tinieblas. . . . Cuanto más profunda sea a lobreguez circun-dante, tanto más fulgurante debe brillar la luz de la fe y el ejemplo cristianos. (TM:419)
El hecho de que prevalece la incredulidad, y la iniquidad aumenta en derredor, no debe reducir nuestra fe ni hacer vacilar nuestro valor… Si buscáramos a Dios de todo corazón, si trabajáramos con igual fervor y decisión, y creyéramos con esa misma fe inquebrantable, la luz del cielo resplandecería sobre nosotros, tal como brilló sobre el piadoso Enoc. (RH, 23-10-1888)
¡Ah, ojala me fuera dado hacer comprender a todos la importancia de ejercer fe momento tras momento y hora tras hora! Tenemos que vivir la vida de fe; porque "sin fe es imposible agradar a Dios
“Nuestra fuerza espiritual depende de nuestra fe. (HS:130-131) (09)

VERDADES Y ERRORES ACERCA DE LA JUSTIFICACIÓN Y LA SANTIFICACIÓN. PR. LEROY BRESKOW

TOMADO DE: https://independent.academia.edu/LeroyEBeskow PUEDE DESCARGAR FÁCILMENTE ESTOS MATERIALES EN: https://drive.google.com/drive...